La brecha salarial desde una perspectiva psicológica.

20070316102749-igualdad2

¿Y si la brecha salarial no se debiese a nuestro género? ¿Y si la misma se debiera a cómo se conceptualizan los géneros?. Estas son las preguntas que se derivan de un estudio publicado en el Journal of Applied Psychology, revista de la APA (Asociación americana de Psicología).

En 1979, los investigadores Timothy Judge y Beth Livingston de la Universidad de Florida comenzaron una investigación de tipo transversal hasta el año 2005, con 12.686 personas. La muestra fue sometida a cuatro entrevistas a lo largo de todo el estudio, y en ellas debían postularse ante afirmaciones como  si el lugar de las mujeres está en  el hogar; si el empleo femenino es  factor de aumento de la delincuencia juvenil;o si  la felicidad de las mujeres se centra en su tarea de cuidadoras de los hijos y en el trabajo doméstico, entre otras.

 A raíz de lo obtenido en las entrevistas se crearon 4 grupos: hombres con una visión de clara diferenciación entre roles; hombres de ideas más progresistas, creyentes en la igualdad entre  géneros; mujeres con esas mismas ideas; y por último, mujeres con una visión más tradicional como las del primer grupo. Los resultados fueron, cuanto menos, sorprendentes.

Analizando los resultados en función de la variable salario encontraron que a mismo numero de horas trabajadas e igual puesto las mujeres, fuera cual fuera su visión de género, ganaban menos que los hombres. Hata aquí todo “normal”, o al menos previsible. Lo que no lo es tanto es que al analizar los grupos entre sí, es decir, hombres con distintas ideologías y mujeres con diferente visión encontraron diferencias importantes entre los mismos.

Así, el estudio concluye que las mujeres de ideas más progresistas ganaban más que las que asumían la concepción de roles más tradicional, unos 1.000 euros anuales más. No obstante, lo más novedoso es que los hombres con una visión más igualitaria entre géneros ganaban mucho menos que aquellos que tenían una concepción mucho más tradicional. Concretamente 5.800 euros menos al año.

O lo que es lo mismo, no existe una discriminación hacia nosotras sólo por nuestra condición femenina. O quizás sí, pero esa discriminación se extiende hacia todos aquellos que piensan que eso no debería ser así y no creen ciegamente en ello.

Además, el estudio conluye cómo algunos factores influyen en las diferentes visiones de género. Así, estos investigadores apuntan que las personas que viven en las zonas menos urbanizadas son más tradicionales, así como los que poseen un nivel de educación menor y los que son muy religiosos. Los jóvenes suelen tener una visión más igualitaria, pero conforme avanzan en edad su visión se vuelve más tradicional. Otro dato interesante es que en parejas donde hay una división de roles más conservadora se da una mayor diferencia de salarios entre hombre y mujer que en aquellas que creen en la igualdad de géneros, donde los sueldos de ambos suelen equipararse.

En definitiva, el estudio no hace sino recalcar que la brecha salarial existente entre hombres y mujeres no es un fenómeno puramente económico, y por tanto, las medidas a tomar deben atenderse desde otras perspectivas. No sería quizás una idea descabellada la existencia de terapias psicológicas incluidas en las políticas de recursos humanos de las empresas,  destinadas al cambio de la concepción de roles femenino y masculino, ya que la Psicología, así como otras disciplinas, tiene mucho que aportar en este sentido como se ha puesto de manifiesto.image41

 

Ver el estudio completo (en inglés).

 Ver artículo del Washington Post (traducido).

Anuncios

  1. Pienso que las mujeres somos mayoritariamente quienes cobrabamos menos teniendo la misma responsabilidad laboral, pero me resulta extraño lo que comentas sobre este estudio, que los hombres con una ideología tradicional también sufra la brecha salarial?, no creo que sea cuestión de ideales, sino de diferencias de género, de constructos sociales que marcan y discriminan a la mujer.

  2. Es que es exactamente eso lo que pone de manifiesto el estudio, que la discriminación se produce a nivel de constructos. No obvia la discriminación hacia la mujer por ser mujer, de hecho establece que son las mujeres sea cual sea su concepción sobre los roles de género las que ganan menos que los hombres. Lo único que añade el estudio es que la concepción de roles establece una discriminación por sí sola, ya que los hombres que tienen una visión más igualitaria de los mismos ganan menos. No obstante, el hecho de ser mujer debería agravar esa situación, y ser ,por tanto, la mujer con una visión de roles más igualitaria la que menos ganase, y esto no se da así en el estudio. Quizás porque es más entendible que una mujer luche contra una desigualdad que le afecta a ella en primera persona, o quizás porque sean esas mujeres las que no se adaptan a roles tradicionales y logran objetivos más allá de los que se establecen para ellos. No lo sé, sería cuestión de realizar otro estudio y resolver las dudas.

  3. Es posible que sea cuestión de análisis, conclusiones y medidas y no de más estudios, el problema reside en la aceptación de la igualdad de la mujer, si te acercas a ella te pierdes, no te queremos en el grupo porque vas a perturbar los intereses de un colectivo que se han mantenido durante siglos. No es muy lógico dejar de tener ciertos privilegios, ya sean en salarios, ya sean en mayor tiempo de ocio, ya sean a costa de tener quien te cuide y te alimente, y satisfaga todas tus necesidades para que te sientas un hombre plenamente realizado. La mujer nunca ha necesitado la autorrealización, porque debe empezar por cubrir sus necesidades básicas, alimento, vestido, que le han sido suministradas por el cabeza de familia, no es bueno que la mujer pueda ser autosuficiente, porque despues querrá más y más, y si lo consigue es posible que nos supere, deben pensar los que no estan dispuestos a pagar más.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s