TITULACIÓN: AMA DE CASA.

 

             La Vicepresidenta del Gobierno, anunció que el Ejecutivo aprobará un Real Decreto de Acreditación que permitirá a las amas de casa traducir su experiencia en el cuidado de niños, ancianos o discapacitados en convalidaciones para la titulación profesional.

             Este Real Decreto, que puede beneficiar a medio millón de mujeres, en especial a las amas de casa, que sin posibilidad de demostrar experiencia laboral ni cursos “puedan a acreditar lo que han aprendió en la vida, organizado al vida doméstica, aprovisionando la casa, cocinando y cuidando de personas dependientes o de su hijos. Que esto se convierta en una “puerta de acceso con todas las garantías y todos los derechos al mundo profesional y al mercado laboral”.

(http://www.elpais.com/articulo/economia/Titulaciones/amas/casa/elpepieco/20090426elpepieco_3/Tes)

 diploma31

           Es un camino hacia el reconocimiento de un trabajo realizado, sin horario y, frecuentemente no valorado por parte de los demás miembros de la familia, que ha sido invisible por todos: el trabajo doméstico no remunerado.

            El ser ama de casa, ha proporcionado experiencia a las mujeres en distintos ámbitos, que puede ser reconducida en diferentes sectores profesionales: tareas de cuidado, cocina, limpieza, enfermería… Aprovechar ese  tiempo dedicado al cuidado de los otros, y a realizar tareas domésticas,  desarrollando numerosas habilidades que pueden y deben ser valoradas y aprovechadas en diferentes puestos de trabajo.

                 El trabajo de las amas de casa  ha sido considerado por la sociedad como actividades naturales a la mujer, de la misma manera que parir, lo que lleva a la idea de que cualquier mujer por el mero hecho de serlo puede desempeñarse en esa ocupación sin ningún tipo de preparación  o capacitación. Y en mi caso personal digo que no. El aprendizaje del trabajo doméstico, es como en cualquier trabajo remunerado, fruto de años de trabajo.

              Las mujeres no tenemos una capacidad innata para cocinar, ni lavar, ni cuidar,  superior a la de los hombres , simplemente lo hemos hecho más.limpieza-dinero

              Pero, ¿por qué es tan necesario dar este paso hacia un trabajo en el ámbito público?

              Porque es el único camino para llegar a alcanzar una independencia económica y no depender únicamente de los ingresos de nuestra pareja. La carencia de cotizaciones de las mujeres y su falta de protección como personas individuales es una causa importante de pobreza femenina. El problema se plantea ante  la total desprotección en que se encuentran las mujeres en el caso de una posible ruptura matrimonial, o un posible fallecimiento de su pareja, cuando han sido amas de casa en lugar de trabajadoras con experiencia laboral y derechos propios de seguridad social. Estas mujeres son simplemente invisibles para el sistema de protección social.

            Las pensiones contributivas son mucho más elevadas y además no están condicionadas a la carencia de otras rentas. Las mujeres siempre van a estar más protegidas cuando acumulen cotizaciones propias.

               De igual forma, abre nuevas posibilidades a muchas mujeres que permanecen con sus parejas por no tener medios económicos con los que subsisitir, aguantando situaciones de violencia.

               Sin duda son muchas las ventajas, y en mi opinión es necesario dar ese paso. Pero no podemos olvidar que el entrar en el espacio de lo público no nos exime de seguir realizando el trabajo doméstico en el hogar. Estas mujeres que se incorporen en el mercado laboral conocerán la temida doble jornada.

          Por ello,  para  que esta medida  fuera real y efectiva debería llevar aparejada políticas que fomenten la corresponsabilidad real así como la implantación de unos servicios públicos adecuados para realizar las tareas de cuidados.      

              Queda mucho por hacer, esto es solo un primer paso. Las mujeres tenemos que mirar por nuestro futuro, porque si no lo hacemos, nadie lo va a hacer por nosotras.

 forges_mujer2

Anuncios

  1. Es cierto que por un lado es bueno que se les proporcione a todas aquellas mujeres que no han tenido otra experiencia profesional que la de sus casas, algo que le de valor a todas las tareas que desempeñan, sin embargo por otro lado este título me da un poco de miedo, porque no se si en el fondo este título servirá realmente para darles el valor quer merecen o para que aquellas mujeres que quieran salir al mercado laboral terminen realizando tareas domésticas para otras personas siendo este uno de los trabajos más precarios.

  2. Desgraciadamente el trabajo de las labores del hogar es un trabajo marcado por el desvalor que se le ha dado durante toda la historia, y este desvalor va asociado a la historia de la mujer. Por mucho que profesionalicen el trabajo del hogar me parece difícil debido a la falta de sensibilización por parte de la sociedad, que se le de el merecido valor que tiene, y se la considere una profesión de igual que otras no ejercidas tradicionalmente por mujeres.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s