Discriminación contra las mujeres: Brecha Digital.

Las nuevas tecnologías de la información y la comunicación (TIC´s) son  parte de nuestra vida de una forma avasalladora, que a veces no concebimos la vida sin ella, sin un celular, sin internet, correo, en fin todo lo que parece ahorrarnos tiempo y acortar distancias.

Esta misma tecnología no es lo mismo para una mujer que para un hombre,  ya sea en la zona urbana o rural,  ni para un país u otro, todo depende del contexto cultural, social, político y no podía faltar del género. Para las mujeres el uso de las TIC´s, se ha vuelto parte de la discriminación por ser mujeres, el tener un acceso adecuado, una conexión y el recurso para  pagar dicha instalación y el computador, se hace necesario lograr una igualdad en el acceso a la información de forma democrática.

El uso y acceso que tienen las mujeres a las TIC´s, depende de su contexto no solo cultural ni económico, sino también familiar, si se ha crecido en una familia que aparte de contar con lo indispensable para el acceso a las TIC´s se motiva a que niñas y niños saquen el mayor provecho a la tecnología y se de uso cotidiano, potencian sus habilidades de forma equitativa e igualitaria.

La brecha digital entre hombres y mujeres, permite visualizar las diferencias de acceso a las TIC´s, y se refiere a las diferencias entre los individuos, hogares, empresas y áreas geográficas en los diferentes niveles socio-económicos con respecto a sus oportunidades de acceso a tecnologías de la información y la comunicación (TIC) y su uso de Internet [1].

Existe una segunda brecha digital en lugares en que la brecha de acceso por género se va disminuyendo, que refleja las diferencias entre mujeres y hombres respecto a los usos y las habilidades de Internet y se constituye en barrera para la plena incorporación de las mujeres a la sociedad de la información[2].

Por lo que si depende del contexto cuando unas mujeres avanzan en el acceso, otras luchan por su uso adecuado, a las mujeres nos han interiorizado el miedo a las tecnologías, si a los hombres se les aplaude tener ciertas habilidades para su uso, a nosotras se nos señala como anormales por tenerlas.
Así que entre las muchas discriminaciones existentes, una más se le suma, la discriminación al acceso y al uso de las TIC´s por ser mujeres y no tener las capacidades necesarias para su utilización.

[1] OCDE (Organización para la cooperación y Desarrollo Económico). (Consultado el 30/04/11)

[2] CASTAÑO, Cecilia. 2009. La Segunda Brecha Digital. Madrid: Revista Española de Investigaciones Sociológicas. No. 125. Enero-Marzo 2009.

Anuncios

  1. La verdad es que el uso de las nuevas tecnologías en ocasiones, se convierte en un elemento de exclusión social aquí y en muchos sitios del mundo . Hay veces que cuando alguien no tiene móvil lo miramos como si fuese un “bicho raro”. Hemos convertido en nomales y absolutamente necesarias cosas que en un pasado bastante reciente, no nos habríamos podido imaginar que se convertirían en artículos indispensables para nuestras vidas. Aún recuerdo que no hace ni 20 años, había mucha gente que ni siquiera tenía un teléfono fijo en casa y ahora, en cambio, puede haber tantos móviles como personas vivan en una casa. Y la verdad es que, el móvil en concreto, se ha covertido en algo tan imprescindible, que si se te rompe, o se te olvida, parece que te falta algo. Otro elemento excluyente ha sido el boom de la informática y de internet, muchos/as lo hemos pasado mal y lo seguimos pasando mal. Recuerdo que mi memoría de prácticas la entregué hecha a máquina, y de ésto tampoco hace muchos años, pues un par de años más tarde me dijeron que usar la máquina de escribir era igual a usar el tintero y la pluma (hasta hace muy poco no tenía ordenador). Para mí internet es ahora mismo lo que puede generar más exclusión actualmente ya que, en nuestro país precisamente no es algo barato y habrá algún que otro bolsillo que no pueda permitírselo. Ahora bien, parece a veces, que para los hombres es algo más necesario que otras cosas, así que en ocasiones, se endeudan por tener su portátil y su móvil de última generación, su internet y todos aquellos nuevos caprichos tecnológicos que son bastante caros.
    Por otro lado, existe también la visión adrocéntrica de que la mujer no le interesa, no sabe, o no va a utlizar con destreza todas estas nuevas tecnologías.

  2. Yo creo que si se tiene todas la sposibilidades de acceso solo nos queda pràcticar para aprender mucho y asegurarnos que las nuevas generaciones no tengan estas brechas, el miedo o el no se hacerlo que ya no sea una excusa para no utilizar las TIC`s.
    Pero aparte todas las implicaciones economicas que se generan por no tener las habilidades necesarias para el uso de las TIC`s implica no acceder a trabajos mejor remunerados, otra discriminaciòn, se da por hecho que los hombres solo por ser hombres saben de estas tecnologias, como si desde que nacieran se les pone el chip con esta informaciòn.

  3. una vez mas, nos damos cuenta que las mujeres van por detras de sus compañeros varones, independientemesnte de donde nos encontremos sea cualquier pais, en cualquier cultura. si focalizamos la brecha digital en España, hemos de comentar que hasta hace muy poco las Tics eran uso mayoritairo de hombres, porque las tecnologias eran naturales de los hombres,pues no era espacio propio de las mujeres.
    de hecho aun hoy nuestras mujeres de una determionada edad siguen sintienodse masl cuando van a tocar el ordenador (pagado por ella a su hijo,) y este le increpa diciendole que no toque que no tiene ni idea, cuando a su padre le ha dejados el mismo, unos minutos antes, son comentarios que aun quedan rezagados de la opresion de la dictadura que sufirmos en nuestro pais, que nos limitaba en funciones a hommbres y mujeres.
    en cuanto a las necesidades economicas no encontrariamos otro problema, por los pocos recursos con los que cuentan las mujeres con respecto a los hombres, por suerte van llevandose a cabo determinados proyectos con diversas entidades de caracter publico, para ir debilitando esta brecha digital

  4. Un aspecto importantísimo en este sentido, según mi punto de vista, es la educación. Si hace pocos años (y aún hoy) se pone sobre las manos de una niña una muñeca para tratarla con cariño e ir ensayando todos los roles maternales que se le asocian, y a los niños se les pone un coche o un balón para desarrollar sus habilidades motrices y siempre quitándole importancia a sus errores, alabando sus caídas y sus heridas cuales marcas que le enseñan a vivir en este mundo competitivo donde hay que aprender a caer y levantarse; igual sucede con las TIC’s. Videojuegos que desarrollan las habilidades tecnológicas y que promueven la agresividad y la velocidad óculo-manual en los chicos (donde cuando pierdes te dan otra vida y a seguir) y la atención de cuidar una familia o conducir con cuidado un carrito en las chicas (donde cuando pierdes se te muere el bichito y tienes que volver a poner un huevo y empezar de 0); pequeños ordenadores con juegos educativos para las niñas e investigación y acción para los niños…
    Estas brechas no son biológicas, son básicamente educacionales y depende de cómo planteemos el acceso a los diferentes juguetes y objetos en la infancia, el uso y actitud que se tenga hacia ellos en la adolescencia o etapa adulta.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s