Desigualdad de género; ¿a qué estamos esperando?

Os dejo el enlace de una página en la que María Antonia Blasco—una científica española que ha realizado importantes investigaciones sobre el cáncer y el envejecimiento, y directora del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas—explica algunas de las situaciones discriminatorias y comentarios sexistas que tienen que soportar las mujeres científicas. Asimismo, esta mujer explica, entre otras cosas, la gran importancia de las medidas de acción positiva para combatir las desigualdades entre las mujeres y los hombres. Sin embargo, estas medidas tienen muchos detractores. El argumento que utilizan estos es que, según ellos, este tipo de medidas van a acabar haciendo que se termine promocionando a mujeres mediocres y, por lo tanto, aumentará la mediocridad en los puestos más altos. Incluso se atreven a decir que estas medidas van a suponer una carga de trabajo extra para las mujeres, quienes ya de por sí tienen muchas más obligaciones que los hombres (entre ellas, las obligaciones familiares). Increíble, pero cierto.

Espero que os resulte interesante la lectura

http://www.huffingtonpost.es/maria-a-blasco/desigualdad-de-genero-a-q_b_2827320.html

evoluciona-el-tratamiento-del-cancer

Anuncios

  1. Aquí se demuestra como la discriminación sigue presente y por desgracia en todas las esferas sociales. A la hora de hablar de investigadores podríamos pensar en personas de alta formación y bien posicionadas socialmente, y aún así se siguen reproduciendo comportamientos machistas y comentarios sexistas fuera de lugar. En muchos casos pensamos que estos comportamientos están ya desterrados o sólo presentes en personas de poca formación o población rural.
    La sanidad es una parcela principalmente ocupada por mujeres, aún así siempre se ha considerado que las mujeres desarrollaban trabajos menores y en casos de desempeño de la misma labor se sigue dando mayor valor al trabajo realizado por el hombre. El hombre suele ocupar los puestos de poder y por ello se les da más credibilidad y relevancia en todo aquello que hacen.

  2. Es muy interesante que artículos como este lleguen a publicarse porque, a pesar de que sea obvio que la mujer sufra discriminación en el sociedad, el trabajo o en la investigación, como es en este caso, gran parte de la sociedad no parece verlo tan claro. Y es fundamenta que identifiquemos en qué casos y en qué medida se producen problemáticas como estas para poder hacer frente y poner en marcha programas como este.

    Realmente, soy positiva y creo que pronto habrá más mujeres a la cabeza de situaciones de poder. Queda mucho por hacer, pero ya estamos en ello.

  3. Estoy de acuerdo con mis compañeras. Es interesante, que estos artículos se publiquen y más en primera persona. Pienso que la mayor parte de nuestra sociedad no es consciente de que aún muchas mujeres siguen sufriendo discriminación en su puesto de trabajo, y algo más importante que la mayoría de los altos cargos son ocupados por hombres.
    Cuando esto ocurre (mujeres altos cargos) como bien explica María Blasco, tiene que escuchar aberrantes comentarios de sus compañeros, que son incapaces de creer que tenga una jefa en lugar de un jefe.

    Personalmente, creo que hay muchas mujeres muy bien formadas, que no pueden acceder a altos cargos, hablamos en este caso del techo de cristal o “suelo pegajoso”.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s