¿Cuánto debe durar la baja por paternidad?

En medio del debate (aún activo) sobre los permisos de maternidad y paternidad, Ikea ha decidido incorporar hasta siete semanas de permiso por paternidad a aquellos trabajadores que la soliciten. Desde esta perspectiva, los empleados de Ikea tendrán más tiempo de hacerse cargo de los cuidados de los y las hijo/as y con ello, permitir que las mujeres que han sido recientemente madres puedan desarrollarse también en el ámbito laboral. Noticia Ikea.

Actualmente, en España, la baja por maternidad asciende a un total de 16 semanas (112 días aproximadamente) en las que 6 son obligatorias y 10 voluntarias. Esta excedencia puede llegarse a ampliar siempre y cuando las mujeres sean conscientes de que las empresas no son obligadas a pagar el 100% del salario a partir de esa ampliación. Estos datos se adaptan al mínimo que propone la Organización Internacional del Trabajo (OIT) a pesar de que España se encuentre entre los países por debajo de la media de la Unión Europea en conceder estos permisos.

imagen 1.

Bien es cierto que la mujer, por los cambios físicos y psíquicos que se producen en su cuerpo y mente, necesita de un tiempo superior de recuperación antes de incorporarse al mercado de trabajo, por ello, es necesario que su pareja le acompañe en este periodo de adaptación en la crianza y cuidados de los y las menores. Por ello, desde el 1 de enero de 2017, la baja por paternidad en España ha ascendido de 2 a 4 semanas con la totalidad del salario anteriormente establecido, permitiendo que los hombres pasen más tiempo al cuidado de su descendencia. Esta medida ha sido deseada a la vez que aclamada ya supone un gran paso hacia la equidad y la no discriminación laboral de las mujeres, pero, ¿es suficiente?

Según publica La Vanguardia en una entrevista a Anna Gines, profesora de Derecho Laboral de ESADE, “la baja por maternidad puede ser un hecho decisivo para acabar decantándose por un hombre en una empresa” es decir, si las mujeres siguen teniendo un periodo superior de baja por maternidad que los hombres, las empresas pueden seguir queriendo contratar a éstos ya que, puestos a pagar, siguen prefiriendo a aquellos a los que pagan menos y, por tanto, más rentables.

Sin embargo, Anna no propone disminuir el número de días del permiso de maternidad sino aumentar e igualar el permiso de paternidad al establecido actualmente, es decir, a 16 semanas. De esta manera, las empresas no pueden dejarse llevar por los permisos y la contratación o perpetuación de una persona se efectuaría en función de la cualificación de ésta independientemente de su sexo.

 

 

Anuncios

  1. Por supuesto, solo cuando se igualen los permisos parentales por maternidad, la gestación no será un problema para conseguir un puesto laboral, auque queda la crianza, que en realidad es la que más dificulta la integración de las mujeres en el mundo laboral. Hasta que esta no sea compartida por los padres varones o incluso asumida en su totalidad, seguirá habiendo discriminación laboral contra las mujeres. Así que aún qued un trecho!

  2. Tu propuesta me parece muy interesante Alicia. Estoy totalmente de acuerdo contigo en el hecho de que no se trata de disminuir el número de semanas de baja por maternidad, sino que las propuestas deben ir encaminadas a promover que los hombres tengan acceso a una baja por paternidad de la misma índole. Desde luego, con esta medida, estaremos contribuyendo a que las empresas, a la hora de contratar a una persona, busquen contratar a alguien cuyas competencias y habilidades aporten un valor añadido a su empresa, independientemente de ser un hombre o una mujer. En numerosas ocasiones, bastantes empresas, descartan en sus procesos de selección a las mujeres, por el hecho, de que en algún momento de su trayectoria profesional con dicha empresa, puedan quedarse embarazadas y, por consiguiente, solicitar su correspondiente baja por maternidad, suponiéndoles “un gasto extra”, al tener que buscar a otra persona que venga a sustituirla. Todo esto, resulta cuanto menos irracional, por no continuar con otra clase de apelativos.

  3. Un tema interesantísimo, compañera.

    Dentro del sistema actual olvidamos que el compromiso social de las empresas debe ser obligatorio y demandado. Perdonadme si hablo en plural, quizás es sólo mi impresión. Pero es que me he sorprendido, mientras leía tu post, pensando:
    – Sí, claro, las empresas; esas chupasangres cuyo único objetivo es sacar rédito y plusvalía del trabajo de la clase obrera.. ¡jamás van a dejar que se igualen los permisos por descendencia!

    Me sorprendo porque mi concepto de empresa es, ante todo, el de la multinacional despiadada, olvidándome de la fuerza que en el Reino de España tienen las Pymes y la empresa pública.
    Sabemos que el reino español, como la mayoría de Europa, sufre un envejecimiento poblacional que está perjudicando el sistema público de pensiones. Esto último no es lo que más preocupa -o sí, todo depende desde dónde se opine-; quizás sea la disminución poblacional que a la larga esto supone, lo que alarme e inste las políticas pertinentes para igualar los permisos para la crianza y otras medidas que incentiven a las familias a crecer.

    Sea cual fuere el motivo, veo necesario en el reino español un compromiso político en este sentido. Un compromiso que en mi opinión debe abarcar, al menos, los siguientes puntos:
    – lesgislación de la equiparación al alza de los permisos por descendencia
    – implantación de un permiso mayor, al menos hasta igualar la media europea
    – apoyo a las Pymes con personal en proceso de crianza
    – innovación en conciliación familiar.
    Y veo necesario este compromiso político puesto que el movimiento feminista goza actualmente de buena salud (así lo demostramos el pasado 8M); y quienes estamos comprometidas con la consecución de una sociedad más justa no vamos a ceder ni un derecho más. No vamos a permitir que en el ámbito laboral se sigan marginando, ni precarizando, ni discriminando a las mujeres que crían. Debemos exigir: a las empresas, que se responsabilicen del compromiso social que deben tener; a los gobiernos, acciones y compromiso en pro de la corresponsabilidad familiar. Sólo así podremos conseguir ir transformando nuestra sociedad.

    Un saludo compas.

  4. La baja por paternidad debería tener la misma duración que la baja por maternidad. De este modo se dejaría de hacer, un poco, distinción de sexo a la hora de contratar a una persona al mismo tiempo de que el padre realice sus responsabilidades como tal y que la madre no tenga la sobre carga de trabajo en la que se encuentra actualmente. No solucionaría toda la discriminación que sufre en el mundo laboral, pero si ayudaría a estar mas cerca de la igualdad. Dado que la brecha salarial seguirá estando ahí junto a la discriminación vertical o techo de cristal y la discriminación horizontal (feminización de algunos puestos de trabajo).

  5. La verdad que he tengo una especial sensibilidad con este tema ya que he podido vivir de cerca las verdaderas dificultades que plantea un tiempo de baja por paternidad, en mi opinión, insuficiente. Una pareja de amigos, que por motivos laborales tuvieron que desplazarse lejos de sus familias han sido padres recientemente. El parto fue bastante complicado y le rompieron la clavícula al niño al nacer, por lo que han tenido que estar de rehabilitaciones desde el minuto uno. A ello se le suma la recuperación de la madre y que no disponen de la ayuda que sus familiares. Él, se ha incorporado recientemente al trabajo por no disponer de más tiempo de baja, y ella, todavía necesita reposo pero debe hacerse sola cargo del niño las horas que está trabajando el padre. ¿Realmente respalda el tiempo de baja por paternidad las variables que pueden darse en cada parto?

    Como dice tu post, compañera, es cierto que la mujer necesita de un tiempo superior de recuperación antes de incorporarse al mercado laboral por los cambios físicos y psíquicos que se producen en su cuerpo y mente, pero ¿Y cuándo para recuperarse necesita de la ayuda de otra persona? ¿No debería ser el padre el que atendiese estas necesidades?

    Estoy de acuerdo, por tanto, en lo que comenta Anna Gines en lo que respecta a la ampliación del tiempo de baja por paternidad. Creo que sería una medida que favorecería tanto a la madre y al padre. Por un lado, la madre podría recuperarse de manera más tranquila y con la ayuda que necesite y por otro, el padre podrá disfrutar de esos primeros meses de paternidad, creando esos primeros vínculos tan importantes mientras contribuye a cubrir las necesidades que surgen. Finalmente, el hecho de esta igualdad en las bajas por el nacimiento de un hijo, fomentará que las empresas sean más imparciales a la hora de contratar a mujeres por el hecho de que quieran ejercer su derecho a vivir la maternidad.

  6. ¡Un tema muy interesante Alicia!
    Estoy totalmente de acuerdo con que el hombre como padre de un o una menor tenga el mismo derecho de disfrutar del periodo de paternidad al igual que la mujer puede llevar a cabo con su baja maternal. Ambos tienen el placer de disfrutar de este pese a las circunstancias que puedan impedir este periodo de baja. Hombres y mujeres desarrollan una vida laboral y familiar que hacen que en el momento que ambos decidan de tener un hijo/a puedan hacerlo pensando que tanto el uno como el otro no van a tener problemas para disfrutar de este, sin que su trabajo le ponga impedimentos y que exista una ley de igualdad para poder crear un mundo mejor. Una ley que recoja las mismas características tanto en la baja paternal como maternal. Seguiremos apostando por ello y ojalá nuestros hijos se críen en un ambiente familiar igualitario.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s